Ir al contenido principal

Entradas

El viejo tiovivo

Entradas recientes

Festival de la canción en el bosque

En el bosque todos los animales andan revolucionados ensayando y componiendo canciones. Se ha convocado el Gran Festival de la canción
El año pasado ganó Narciso, el ruiseñor, con una espectacular balada de gorgoritos y quiere revalidar de nuevo su título. Para mí que se ve ganador. Aunque está el grupo "La alegre zumba" que son siete abejas bailarinas que cantan y bailan un ritmo alegre y desenfadado que causa furor entre los más jóvenes; y por que no decirlo, también entre los más mayores.     Entre los participantes de este año también está la araña Hermenegilda que después del fiasco del año pasado quiere resarcirse del espantoso ridículo. Le acompaña Ramón, un mono algo chillón y gamberro que no para de meter las narices en todos los ensayos. Por lo que Natacha, la cucaracha, presidenta del Festival ya ha avisado a Hermenegilda de que no admitirá trampa ni cartón.    Mañana será el último día de ensayo, el jurado ha ido descartando a algunos de los participantes. El sal…

La ciudad de los libros olvidados

Melisa está en clase de Literatura y Melitón ronca en la mochila de Melisa alegremente. Silvestre no para de quejarse y Miranda está pintando monigotes en su blog. La profesora aún no ha llegado, y el profesor de guardia anda jugando en su tablet sin poner atención al alboroto que hay formado en la clase. Hasta que asoma por la puerta la cabeza de María Luisa, la profesora de Literatura, poniendo orden a todo el mundo incluido a Don Ernesto, que del susto casi se le cae la Tablet. Después del alboroto la profesora comienza su clase, hoy toca la figura de Hans Christian Andersen, y Melitón ajeno a todo sigue durmiendo en la mochila sin enterarse de nada.    Al salir de clase Elvira, la tía de Melisa, los espera. -Chicos, hay un problema muy gordo. Malcoco hace un mes que salió de la cárcel y lo último que sabemos de él es que fue visto junto a su ayudante cargando una furgoneta con muchas consolas de videojuegos y tras cargarla desapareció. -Igual se ha ido a un pueblo a vender videocons…

El dragón de las chuches

Erase una vez una pequeña princesa a la que le gustaban mucho toda clase de chucherías:gominolas, caramelos, chicles, etc. Su madre-la reina Carola-estaba cansada de aconsejarle que no comiera tantas golosinas, pero la pequeña no hacía ningún caso.  Un buen día, la pequeña, se levantó con un horrible dolor de dientes y el moflete izquierdo totalmente hinchado. Al verla en ese estado, su madre le dijo que debían visitar al médico esa misma mañana, pero la pequeña se negó en rotundo. Ante la negativa, la reina, decidió que lo mejor sería que fuese el rey quien persuadiera a la princesa para ir al dentista, pero tampoco el rey tuvo mucha suerte. Pero la casualidad hizo que un viejo guardia escuchase al rey hablar con su hija, y decidió intervenir. -Alteza si me permitís, puedo contarle a la princesa que fue lo que le ocurrió al dragón de las chuches-dijo guiñándole el ojo.  El rey curioso por saber si el viejo guardia acabaría por convencer a la princesa accedió de buen grado. -¿Conoces el c…

Política de cookies

Soy Isabel Barrado Pablos la autora de La hora del recreo, y en este blog utilizo cookies de terceros. Si continuas navegando, considero que aceptas su uso. ¿Qué son las cookies? Una cookie es un fichero que se descarga en su ordenador al acceder a determinadas páginas web. Las cookies permiten a una página web, entre otras cosas, almacenar y recuperar información sobre los hábitos de navegación de un usuario o de su equipo y, dependiendo de la información que contengan y de la forma en que utilice su equipo, pueden utilizarse para reconocer al usuario. ¿Qué tipos de cookies utiliza este blog? Utilizo Cookies de análisis: Son aquéllas que tratadas  por terceros, me permiten cuantificar el número de usuarios y así realizar la medición y análisis estadístico de la utilización que hacen los usuarios de esta página Para ello se analiza su navegación en este blog con el fin de mejorar el contenido que ofrezco a mis lectores en este blog. Puede usted permitir, bloquear o eliminar las cookies in…

LA PRINCESA MARIPOSA . CAPÍTULO FINAL. THE BUTTERFLY PRINCESS

A pesar de que su padre intentaba complacerla en todo, poco le iba a durar a Mei Li su alegría. Mientras paseaba a solas por el jardín de palacio contemplando las flores, pudo oír como la joven reina Masako convencía al rey, su padre, para que llegado el día del cumpleaños de Mei Li, ésta fuera prometida en matrimonio. El joven elegido no era otro que Taomin, el hermano de Masako, un joven vanidoso y arrogante al que Mei Li detestaba con toda su alma.   Furiosa, se dirigió a dónde estaba el rey y su esposa haciendo planes, pero su tío Hong-xiang la interceptó. -¿No pretenderás desobedecer las órdenes de tu padre el rey,verdad? -¿Acaso no os beneficia a vos que yo me oponga?-le contestó desafiante. -A decir verdad sí, pero odio tanto a Taomin, como lo hacéis vos-respondió él,no he conocido a ningún joven tan estúpido y vanidoso como vuestro futuro marido. Luego riéndose para sí, se marchó en dirección hacia su palacete. Estaba claro que si ella se oponía aún había posibilidades de reinar. …

LA PRINCESA MARIPOSA V. THE BUTTERFLY PRINCESS

La vieja cocinera la acogió con agrado y le relató todo lo sucedido. Mei Li, llena de tristeza, quiso salir huyendo de allí en busca de su madre. Hiyori, la cocinera, le aconsejó que fuera discreta y descartara la idea, al menos por el momento. No había que levantar las sospechas del malvado Hong-xiang y poner en peligro su vida. Ahora debía aguardar el momento oportuno para hacerse presente ante su padre, el rey.   Pasó una semana y su puesto como ayudante de cocina le permitió ir conociendo todas las intrigas palaciegas. Fue descubriendo poco a poco la ambición desmedida por el poder y el lujo de la joven esposa del rey, ambición que compartía con su hermano y su tío Hong-xiang.   Una buena mañana la vieja Hiyori decidió que fuese Mei Li la que acompañara a la jefa de provisiones del reino para que hicieran una serie de encargos para las cocinas de palacio. Al pasear por el pueblo solo vio pobreza, y la tristeza en el semblante de todos aquellos que se iban encontrando. Al llegar al …